Warning: strpos(): Empty needle in /home1/nuevosur/public_html/templates/ja_teline_v/html/layouts/joomla/content/item/default.php on line 34

LAS DOS VUELTAS DE VOTO POPULAR EN LAS ELECCIONES NACIONALES

Typography

 

Juan Carlos Mena Soruco

El libro “Democracia IMPACTADA – Coaliciones Políticas en Bolivia 1985- 2003” de José Luis Exeni Rodríguez, muestra de manera panorámica como en el sistema presidencialista boliviano durante el periodo de retorno a la democracia, se dieron cinco elecciones nacionales, con las siguientes características:
• El Voto ciudadano evidencia la dispersión, la regionalización, el multipartidismo y la dificultad de obtener un Partido Mayoritario en la primera vuelta, lo que obligó al Parlamento a convivir, con la segunda vuelta electoral parlamentaria.
• La realización de Pactos entre los partidos políticos para afrontar la segunda vuelta electoral en el Parlamento con el objeto de alcanzar dos propósitos; 1) La elección del Presidente y 2) La Gobernabilidad evitando el bloqueo parlamentario a ese Presidente.
La búsqueda del premio mayor en la segunda vuelta; la Presidencia; dio lugar a la práctica “Oferta/Predisposición /extorción” que resulto incubando sus propias contradicciones. Ya que dichos Pactos Políticos resultaron; 1) Comprometiendo prematuramente la Independencia de Poderes entre el Órgano Legislativo y el Órgano Ejecutivo, 2) La identidad política de los Partidos y 3) Afectando el desempeño y eficiencia de ambos Órganos. Esa búsqueda resulto mostrando las siguientes distorsiones:
a) En el Órgano Ejecutivo. Para lograr la elección del Presidente en la segunda vuelta Parlamentaria, se cuoteo el Órgano Ejecutivo con la asignación de varios ministerios a Partidos ajenos al Partido del Presidente.
b) En el Órgano Legislativo. Para garantizar la elección del Presidente y la Gobernabilidad del ejecutivo. se buscó contar en el legislativo con una coalición que garantice un determinado número de escaños; un tercio para respaldar la capacidad de veto del Ejecutivo; un 51% para respaldar el normal funcionamiento y 2/3 para respaldar la capacidad de Decreto del Ejecutivo. Esto dio lugar a la asignación extra paramentaría de los cargos en el Legislativo, la otorgación/búsqueda de prebendas y las cooptaciones partidarias y personales en el legislativo.
Lo anteriormente señalado se dio en el contexto de las anteriores Constituciones que disponían que la segunda vuelta electoral se debía realizar en el Parlamento, señalando que el Congreso elegirá por mayoría absoluta de votos entre las tres/dos Candidaturas que hubieran obtenido el mayor número de sufragios válidos. (Tres señalaba la Constitución de 1967 y Dos la Constitución de 1994).
PRESCRIPCIONES EN LA CONSTITUCION DE 2009 PARA LA ELECCIÓN DEL PRESIDENTE Y DE LOS PARLAMENTARIOS.
La actual Constitución del 9/feb/2009, señala que para la elección Presidencial, se cumplirá uno de los tres indicadores:
a) En la primera vuelta popular. El ganador debe obtener el 50 % mas 1 de los votos válidos.
b) En la primera vuelta popular. El ganador debe obtener un mínimo del cuarenta por ciento de los votos válidos, con una diferencia de al menos diez por ciento por ciento en relación a la segunda Candidatura.
c) En la segunda vuelta popular. Si ninguna de la Candidaturas cumple con los dos indicadores anteriores, se realizara una segunda vuelta electoral popular (no en el Parlamento) entre las dos Candidaturas más votadas.
Es importante destacar de la actual Constitución del 9/feb/2009 en comparación con las dos últimas Constituciones, lo siguiente:
• La primera y la segunda vuelta electoral son mediante votación popular. Eliminando así la segunda vuelta en el Parlamento y devolviendo a la población su derecho a elegir.
• La primera vuelta del voto popular según los resultados puede identificar un “Partido Mayoritario” a partir de obtener el 40% con una diferencia de al menos el 10% con el segundo postulante. Ampliando así la única condición de obtener la mayoría absoluta. Por lo tanto son mayores las posibilidades de obtener un ganador y así definir la elección del Presidente y de los escaños en el Parlamento en la primera vuelta. En caso contrario se pasa a la segunda vuelta, puesto que estaríamos frente a varios “Partidos Minoritarios” y también estaríamos frente a un “Bloqueo Parlamentario” que nuevamente nos llevara a repetir la dinámica de los pactos del periodo 1985-2003.
• La segunda vuelta popular mediante votación de las dos Candidaturas; más votada en la primera vuelta; permite:
a) La elección del Presidente y del vicepresidente.
b) La elección de los curules del Parlamento. Asignando los escaños en correlación con la votación en la segunda vuelta. Puesto que la Constitución no señala que los curules del parlamento se definen con los resultados de la primera vuelta. Eliminando así la condicionante de conformar primero el Parlamento para que este pueda elegir al Presidente devolviendo a la población su derecho a elegir y marcar las bases de la Gobernabilidad.
De esa manera se puede resolver los dos propósitos que buscaron resolver los partidos políticos en el periodo de los pactos (cinco elecciones entre 1985-2003); 1) la elección del Presidente y 2) la Gobernabilidad;
PROPUESTA REFERIDA AL SEGUNDA VUELTA ELECTORAL.
La nueva Constitución del 9/feb/2009 señala que en el caso de utilizar la segunda vuelta electoral popular, es la población la que definirá la elección Presidencial y por lo tanto los Parlamentarios que están pegados a la lista de la Candidatura Presidencial. Pues resulta ilógico pensar que los Parlamentarios sean elegidos antes que el líder de su lista y peor aun siguiendo la proporcionalidad de la primera vuelta que es una proporcionalidad distinta a la que arroja la segunda vuelta.
La Ley 026 del Régimen Electoral del 30/jul/2010, debe ser modificada. Puesto que parte del espíritu de las anteriores Constituciones que preveían que la segunda vuelta debía ser en el Parlamento, es decir que el Parlamento debía estar constituido con los resultados de la primera vuelta y permitir que con su instalación se pueda concretar la elección del presidente. En cambio la actual Constitución elimina la elección en el Parlamento y define la elección mediante voto popular. La segunda vuelta mediante elección popular nos permite resolver; 1) la elección del Presidente y 2) la Gobernabilidad mediante la asignación de los escaños conforme a los resultados del Voto popular en la segunda vuelta.
La población en la segunda vuelta modificara, ajustara o confirmara sus preferencias electorales. Ante esta nueva situación y para rescatar la raíz del voto ciudadano, además de elegir un presidente deberíamos también consolidar el derecho popular en la asignación de los escaños parlamentarios para que mediante el voto popular, se resuelva o encamine la Gobernabilidad y se evite el bloqueo Parlamentario.
El régimen electoral con la Ley 421 del 7/oct/2013 señala que la cantidad de diputados será de 130, de los cuales serán; 63 uninominales, 60 plurinominales y 7 especiales.
Ahora bien pasaremos a presentar la propuesta para el Régimen Electoral:
Con los resultados de la primera vuelta quedaran definidos los 63 Diputados Uninominales porque su elección fue personalizada y también se consolidara la presencia de los partidos minoritarios, lo que representa asignar el valor de cerca de una mitad de los Diputados a la primera vuelta.
Con los resultados de la segunda vuelta entre las dos candidaturas más votadas quedaran definidos:
• El Presidente y el vicepresidente que forma parte de la lista de la candidatura.
• Los 36 senadores y los 60 Diputados plurinominales. Los curules serán asignados en relación a la votación popular que logren ambas candidaturas, ya que los Diputados Plurinominales y los senadores están pegados en la lista del candidato a Presidente.
CONSIDERACIONES COMPLEMENTARIAS.
Complementaremos la propuesta señalando que; en consonancia con la actual Constitución, el nuevo Régimen Electoral debería partir de la organización de las dos vueltas electorales populares en todos sus aspectos; normativo procedimental, técnico, administrativo y económico. Obviamente si no es necesaria la segunda vuelta por los resultados de la primera vuelta se suspenderán automáticamente los gastos administrativos de la segunda, Si por el contrario la segunda vuelta electoral se llevara a cabo esta podría realizarse a las tres semanas de la primera porque todo ya está previsto.
La previsión de tres semanas entre la primera votación y la segunda votación supone:
• Que los resultados de la primera vuelta deben ser conocidos en tiempo breve.
• Que las campañas de los dos partidos más votados deban ser más concentrados en la oferta al ciudadano y no en la conquista de los partidos minoritarios.
• Que el periodo electoral sea el más breve posible.
• Que el Órgano Electoral no tendrá que empezar de cero con la segunda vuelta puesto que no debería tramitar un presupuesto adicional, los tribunales de mesa serán los mismos de la primera vuelta, evitando nuevas capacitaciones y los diseños de las papeletas, impresión y distribución solo deben superar las falencias de la primera vuelta.
VALIDACION DE LA PROPUESTA.
Con el propósito de validar el alcance de la propuesta, hemos estudiado como funcionaria esta propuesta aplicándola a seis elecciones; la elección del año 1980 y a las cinco elecciones del periodo 1982-2005 estudiado por José Luis Exeni Rodriguez.
A fin de estudiar como funcionaria esta modalidad de votación popular en dos vueltas, se ha realizado una aproximación en las seis elecciones asumiendo que se debe obtener el mismo presidente electo y para ello asumir determinadas votaciones en la segunda vuelta, también se ha asumido que a la segunda vuelta acceden los partidos más votados que sumados sus porcentajes de la primera vuelta alcancen al menos el 60%.
Debemos señalar que con esta modalidad obtenemos los siguientes resultados:
• El ganador mejora sustancialmente su número de escaños en el Senado.
• El ganador mejora su número de escaños en diputados plurinominales y el segundo aunque en menor proporción también mejora su número de escaños en diputados.
• Si en ambas cámaras el ganador mejora el número de escaños, obviamente se reduce el fantasma del bloqueo parlamentario, pero ello no impide que eventualmente se realicen pactos que garanticen la gobernabilidad, pero estos serán en otro contexto.
• El tema de la gobernabilidad ha sido encaminado y mejorado de manera significativa.
Al elegir al Presidente en segunda vuelta, es también la voluntad popular la que define los escaños de los Senadores y de los Diputados Plurinominales, permitiendo alejar el cuoteo del Ejecutivo y del Parlamento y permitiendo el fortalecimiento simultaneo pero por separado del Órgano Ejecutivo y del Órgano Legislativo en forma independiente.

Regístrese a través de nuestro servicio gratuito de suscripción por correo electrónico para recibir notificaciones cuando haya nueva información disponible.