Warning: strpos(): Empty needle in /home1/nuevosur/public_html/templates/ja_teline_v/html/layouts/joomla/content/item/default.php on line 34

¿Un futuro incierto?

Typography

 

Lic. Lidia Campos Miranda
Editora de Agencias

Vivimos en una era en la que la tecnología ha copado la mayoría de las actividades cotidianas de los ciudadanos, principalmente en jóvenes que no se desprenden de su celular en ningún momento.
Al parecer los intereses y motivaciones también cambiaron, pues en una gran mayoría la población ha adoptado como hábitos actividades poco fructíferas, si tuviésemos que evaluarlas o compararlas a otras que casi no se practican como la lectura de un libro.
Resultado de esta dinámica en la denominada sociedad de la información, tenemos hoy en día muchas pruebas de las limitaciones en redacción y ortografía con que los jóvenes llegan a la enseñanza superior.
Esta preocupación no solo es de los profesores, pues especialistas en educación señalan que los jóvenes desde la escuela arrastran estas debilidades y que las mismas se empeoran por la falta de lectura.
Los problemas educativos tanto a nivel escolar (poca cobertura y baja calidad) como familiar producen individuos poco preparados para enfrentarse a la sociedad y al mercado.
Este simplemente es un enfoque de la integralidad de un problema social al cual se enfrentan las sociedades en este siglo. La mayoría de los países en Latinoamérica enfrentan crisis sociales, y económicas que desvirtúan un posible escenario de progreso y esperanza para la juventud.
Cuál es el futuro para las nuevas generaciones, ya sean campesinos o citadinos, con pocos o muchos años de formación académica, en países donde la violación de los derechos humanos es una realidad permanente.
Las desigualdades económicas hacen que un joven se sienta rechazado por el sistema y busque incorporarse a él de cualquier forma.
Recientes datos señalan que la población mundial de jóvenes nunca fue tan grande: tenemos 1.800 millones de personas entre 10 y 24 años, que viven en áreas urbanas.
A pesar de la energía, pasión y creatividad con que cuentan los jóvenes aún no se encuentran incluidos de manera productiva y proactiva en las sociedades actuales.
Hoy en día muchos jóvenes están a la vanguardia de proyectos políticos y movimientos ciudadanos, esperemos que en Bolivia las políticas de estado y el entorno permitan que los jóvenes desarrollen todo su potencial aportando así al crecimiento de sus regiones y a su propio futuro.

Regístrese a través de nuestro servicio gratuito de suscripción por correo electrónico para recibir notificaciones cuando haya nueva información disponible.