> Las normas legales establecen que tras encontrar el menor, se debe buscar a la familia directa, o a la familia ampliada, pero tras 30 días, si no aparece ningún familiar, la defensoría eleva un informe al juzgado del menor.