• El primer ministro británico, Boris Johnson, y la canciller alemana, Angela Merkel, en agosto en Berlín.